Tag Archive | post #15J

Diario #15J: «Te juro que no puedo volver a ponerme los tacones…»

Resaca de tanto cariño recibido, resaca del cansancio y la exitación acumulada, resaca de felicidad, de nervios… Resaca de muchas cosas… Los días pre-15J tenía ganas de que llegara este momento porque eso significaría que ya habíamos vivido el #15J y podría contar la experiencia. Y hoy estoy aquí delante del «papel en blanco» sin que me salgan las palabras… Con muchos pensamientos y sentimientos en la cabeza y en el corazón sin ser capaz de ponerles orden. Así que para al menos intentarlo, me voy a teletransportar en el tiempo…

Diario #15J

16 horas. Salgo del curro, por fin, qué agónica se me hizo la jornada laboral… De camino al metro por fin me pasó lo que sabía que algún día pasaría… Y no podía ser otro día, sólo el #15J, y ahí estaba estampada con una farola con el Iphone en una mano y el discurso precioso de la Chica del Barrio en la otra.

18 horas. Después de desechar el outfit #15J inicial (es lo que tiene ser un poco indecisa para estas cosas), «arreglá», con unos tacones «aparentemente» inofensivos el tercer magnífico, la tercera J del trío de consortes me llevaba de camino a La Bienquerida, con parada técnica en Tiger para comprar chorradas para un photocall al que todas parecían tenerle miedo y que al final triunfó y mucho (Clara y Carmen lo saben mejor que nadie).

19 horas. ¡Uff! Ya he llegado a La Bienquerida. Llamada a mamá Gremlin… Llega un coche (menos mal que era grande) cargado de flores que me enamoran, cajas, paquetes, sobres, una silla de nea, un marco dorado, una maleta de las grandes, más paquetes… Y una mamá Gremlin guapísima, perfectamente maquillada y peinada, con unos pies intactos y una sonrisa radiante. Tras ella, un magnífico con «J» que ha sido organizador también en la sombra (como Diana) y que se merece un premio, un monumento (algo hay que pensar). No tengo palabras para agradecerle lo que nos ha ayudado. Los papis Gremlins son, sin duda, unos afortunados por tenerse el uno al otro…

19.30h. Todo descargado. La chica del barrio aparece como ella dice: «vestida de noche y aún es de día» guapérrima, con unos ojos maquillados preciosos y con la sonrisa que siempre le acompaña y esa positividad que te transmite y te hace sentir que todo es posible. Así, que nervios fuera. Rápidamente, nos ponemos a ello… Sin decirnos nada, yo me pongo a lo que más me gusta y ellas me dejan el honor (generosidad, ya sabéis). Las flores de Elisabeth Blumen tan preciosas llenaron de magia el lugar, los banderines de Ana (confeti en los bolsillos) dieron color, alegria y movimiento con sus tiras dedicadas a cada blog, los animalitos, la super tela del photocall, la mesa de bienvenida, las chapas chulísimas de Base Echo… convirtieron la terraza en el evento #15J. A un lado, la del Barrio y la Gremlin trabajaban incansables con ayuda extra para colocar todos los regalos, llenar las bolsas y prepararlo todo en tiempo récord para que estuviera perfecto.

20.45 h. Todo listo. Ya llegaban las invitadas más puntuales y todo estaba listo gracias a la ayuda de chicas #15J que estuvieron ahí para hacerlo posible: la chica Base Echo, Esther de 39 semanas, Vaninas, Tarsagurumi, la chica desaforada, trastadas de mamá y más chicas, a cual más maja. Empezábamos a desvirtualizarnos y qué ilusión me hacía recibirlas y darle su sobre de bienvenida: con su identificación, sus chapas y algún detallito más.

Aquí ya empiezo a tomar alguna cerveza y a charlar y charlar con unas y otras y la conciencia del tiempo se pierde por completo. Risas, confidencias, besos, sonrisas, achuchones y canapés se apoderan del momento y se percibe una atmósfera mágica…

La princesa rockera y su super ayudante con Flash comienzan a darle al disparador. Y entonces me doy cuenta de que todas las chicas parecen haber posado en un photocall cada día de su vida. Modelazos, a cuál más guapa… comienzan las chicas a amontonarse para hacerse una y otra foto y otra y otra… Teníamos que estrenarlo. Es así… Y ahí estábamos, había llegado el momento… Como si de nuestra boda (la segunda) nos achuchábamos y posábamos (lo intentábamos) sin poder desdibujar la sonrisa de nuestros labios. Emocionadas y felices hasta más no poder el trío la-la-la…

22.00h Esta hora la recuerdo, porque ya estaba yo nerviosa porque el trío de fuera no llegaba y ahí estaban, llenando de alegría el 15J: una golosi que es más dulce aún en persona, una leoncita sonriente con un vestido ideal y una peineta que nos cautivó a todos… Ya estábamos todas. Así que después de comer y comer y comer y beber algo más… fue pasando el tiempo. Y yo pensando en que la «bienvenida» tan bonita que me había preparado la chica del barrio ya no tenía mucho que ver… A veces me pongo muy repetitiva, lo sé.

23.30h Por la escaleta imagino que sería más o menos esta hora… Todas las chicas en círculo. Horas antes me dije: «yo creo que no voy a poder decir nada»… Pero cuando las ví a todas delante, con sus sonrisas, parecía como si las conociese de toda la vida… Mamá Gremlin que es una comunicadora global, como yo le digo, iba dándole forma al discurso y lo hacía todo más fácil. Eso y la complicidad entre nosotras. Que parecía que estábamos las tres ahí charlando como en nuestras GTerapias, contando cómo había surgido todo y cómo habíamos llegado hasta allí. La falta de preparación, las palabras preciosas escritas por una chica de barrio que tiene una pluma mágica y el cariño que nos tenemos hicieron lo demás.

24.00h Llegaba el momento de la chica que se ganó con creces el premio Look Boda. Chispuncita/ vanina ahí estaba con su cómplice, dejándonos con la boca abierta a todas. Claro, la conoces y te das cuenta de que es dulce, simpática, cariñosa y muchas más cosas. Pero no te imaginas hasta que lo ves que es una ARTISTAZA, una actriz increíble… Me hizo (nos hizo) reír, llorar, emocionarnos y disfrutar como niñas. Hizo que el evento fuera el eventazo, con actuación y todo. Y ahí te das cuenta de que hay gente maravillosa, dispuesta a regalar lo que mejor sabe hacer… No puedes dejarnos así, dime que pronto podremos verte actuar de nuevo… No sé cuándo ni cómo, pero tiene que volver a ocurrir… Y su actuación acabó con una sorpresa preciosa! Tenemos un super kit de washis precioso, donde las cómplices fueron Y entonces llegó el caos y lanoa (como no). ¡Qué ilusión nos hizo!

Y comenzó la locura… Como azafatas del un, dos, tres… Premios, más premios, regalos preciosos, unos para los bebés, otro para las mamis, unos más grandes, unos de color, unos handmade… Todos preciosos. Espero que nos lo vayáis contando en vuestros blogs chicas!! Y más premios, iguales para todas en una bolsa llena de bonitas sorpresas… No los voy a enumerar por no olvidar alguno, porque vosotras ya los tenéis y estáis disfrutando de ellos y porque los míos no están conmigo… Deseando estoy verlos… Pero habrá que esperar que el papá Gremlin nos hizo el super favor de llevárselos todos para continuar con la noche (aunque los quiero YA, jooo).

No hay evento sin clausura… Y aquí apareció por sorpresa mamá Gremlin, dando las gracias a todas las chicas, nombrando a las que nos han ayudado en este mes de locura y destacando dos palabras que han definido estas semanas y este día: GENEROSIDAD y SORPRESA. En mayúsculas y en negrita. Ella lo dijo todo, nos hizo reír con sus últimas palabras y emocionarnos, soltar la lagrimica… Y entusiasmarnos con un suspiro de amor en toda regla: una pulsera que tiene un significado muy especial y que además no puede ser más bonita, aunque no más bonita que mis dos socias. Una pulsera de la amistad 1.0 que nace en un taller de washi donde piensas que le has caído fatal a una y donde te ríes y encuentras vínculos del 1.0 con otra. Y después de muchos whatsapp, mails, llamadas, mensajes, emoticones de alegría y de enfado llegas al día de hoy pensando que el #15J te ha cambiado a ti y a tu día a día, porque ahora están ellas…

Luego el tiempo corrió demasiado rápido, a la misma velocidad que mis pies se iban hinchando… Despedidas, más despedidas. Recoger el «tinglao» muy rápido gracias a los chicos de la Bienquerida (sin palabras mis socias y yo hacia ellos). 1 GT antes de decir adiós al lugar. Unos metros recorridos que se me hicieron interminables. Larios Café. Un sello en la mano como en mis años de mozuela juerguista. Unas escaleras y un grupo de chicas bailando, riendo y disfrutando del #15J. Un DJ con pocas ganas de rumba, sevillanas y sin saber que THE LOVE IS THE ONLY WAY. Un fotógrafo pesado que me hizo una foto que ahora rula por las redes sociales (no sé por qué a veces pierdo la vergüenza). Una peineta con un arte que no se puede aguantar. Mucho fumeteo de algunas. Una madre novata que no quería bailar. Más pachanga. Una esquina para descansar los pies. Conversaciones en la primera planta. Descubrir que sin los chicos el 15J no hubiese sido igual. Confidencias con chicas maravillosas. Comparaciones con Ruth Gabriel (una vez más). Algún GT que otro.

Y como no hay noche de salida sin final surrealista. A las 5 de la mañana Gremlin y la sin nombre en la puerta, despidiéndose hasta que vino a fastidiar el final o a salvarlas un chico más majo que las pesetas, que me amenazó no una, ni dos, ni tres, con llamar a la policía, acabar multada, en el calabozo o bajo fianza por ir descalza… Menos mal que después de repetirle más de 1000 veces en dos minutos que NO PODÍA, que no podía literalmente ponerme los zapatos, que había tenido la idea de quitármelos y de no volvermelos a poder poner en mil años y que no me gustaba ir por ahí llevándome toda la m… de su precioso bar por cierto, se convenció o se cansó de mí y me dejó abrir la puerta y decirle adiós al #15J.

Cogí un taxi en la puerta y cuando la lucidez del momento volvió a mí, me di cuenta que con 12 euros no llego a Truman Residence ni poniendo cara de buena… Así que me dejó el taxi en una calle paralela en un cajero y de ahí me recorrí una manzana (parecía eterna) descalza, a trompicones, con los tacones asesinos en una mano, el bolso en la otra, la mente perdida y los párpados a punto de cerrarse…

P.D.1 Seguir de resaca el domingo no tiene precio. Pero lo compensa el post de mi gremlin, porque sí, tres no son multitud si no el número perfecto y el número de tres chicas que han hecho posible una noche especial gracias a que son como tres piezas distintas que encajan y crean una pieza única, llena de cariño, ilusión, comprensión, apoyo, generosidad, bonitismo, locura, emoticones y mucho más, demasiado mucho más…

P.D.2 Feliz por haber puesto cara, voz y sentimiento a personas maravillosas como Base Echo, Madre Novata, Lilliput, Princesa Rockera, Desmadreando, Peineta, Golosi, Mama molona, LaManada, Teresa, Madre Estresada, Entremadres, Desaforada, Mamanatas, Papanatas, Carmen, Sin mis hijos, Chica Perika, Martina, Veronika… Y con las que no pude charlar tanto… ¿habrá que organizar otro momento, no?

P.D.3 Gracias por venir, por acompañarnos en el 15J y por hacerlo tan especial y por hacer, que pese al cansancio no podamos mis socias y yo dejar de sonreir…

P.D.4 Este post iba a ser una sorpresa con un par de fotos, al final es El Quijote, sin fotos y sin «ná». Pero justo y necesario.

P.D.5 Mi dedo gordo me recuerda al regalazo de BabyChloe…

P.D.6 Me retiro a la vida 1.0 que la NSN creo que ha crecido, engordado, la miro y no la reconozco, creo que se ha hecho mayor… Y para más emoción en este día post, esta mañana (y juro por las peonías de la Blumen que es real) ha dicho: MA-MA-MA… Yo lo traduzco en: » Ma-Ma-Ma has vuelto… ¡Ya era hora bonita!…».

A seguir bailando…

La niña sin nombre (ahora con nombre, voz y cara para algunos).